IMED PACIENTES 2.0
Pide y gestiona tus citas médicas desde el móvil

Instalar

Pedir Cita y Consultar Pruebas e Informes

963 00 30 01

El piloto de motos Héctor Barberá chequea su estado de salud en IMED Valencia

Notas de prensa | 13 de Febrero de 2019
  • El piloto de motos, Héctor Barberá, realiza la prueba de esfuerzo de inicio de temporada en el Hospital IMED Valencia.

Valencia, 13/02/19. La semana pasada vino a realizarse una prueba de esfuerzo a IMED Valencia el piloto valenciano Héctor Barberá, expiloto de Moto GP y, actualmente, piloto en la modalidad de SuperBikes.

Héctor Barberá escogió el hospital IMED Valencia para chequear su estado de salud antes del inicio de la temporada en el campeonato de Superbikes, en el que participa actualmente. Para realizar la prueba de esfuerzo optó por hacerla en bicicleta, en lugar de en cinta, debido a sus características físicas y de preparación que ha seguido durante la pretemporada.

El equipo médico de cardiología, dirigido por el Dr. Óscar Fabregat, experto en cardiología deportiva, supervisó la prueba de esfuerzo en todo momento confirmando el buen estado de forma en el que se encuentra el piloto.

Aprovechando su visita le hicimos una pequeña entrevista personal en la que nos habló de sus inicios como piloto, sus ilusiones y mucho más…

¿A qué edad tuviste claro que tu futuro y profesión iban a estar vinculados al mundo de la moto?

Empezó como un juego y nunca me marqué un objetivo para dedicarme a ser piloto de motos profesional. Desde muy pequeñito me atraían los vehículos de dos ruedas, a los dos años ya quería ir en bicicleta, a los tres años iba en moto y a los cinco años empecé a competir en trial y, cuando me di cuenta, ya estaba en el mundo del motociclismo. A los 13 años fui consciente de que tenía cualidades y que podía ser una realidad, pero pasó todo tan rápido que a los 15 años ya estaba corriendo un mundial. Realmente lo he sentido como un juego que ha ido evolucionando de manera natural hasta convertirse en mi profesión y estilo de vida.

¿Qué características principales hay que tener para poder ser piloto de motos profesional?

Yo creo que para ser piloto, como en cualquier otro deporte, lo primero es el sacrificio, hay que dejar muchas cosas de lado para poder dedicarse a esta profesión. Y después, no tener miedo, ser ambicioso, valiente y, por supuesto, tener unas cualidades físicas y técnicas que puedas desarrollar, pero sobre todo, que te guste y sea esta la profesión que quieras para tu vida.

¿Qué consejo le darías a los pilotos que están empezando?

Si son muy jovencitos les aconsejaría que se lo tomaran como un juego y no como una profesión, porque si se marcan objetivos altos desde muy pequeños y no los alcanzan les puede perjudicar y marcar para el resto de sus vidas. Lo más importante es que disfruten de las motos y se lo pasen bien, y si esto lo consiguen, al final lo que tenga que llegar llegará. Muchas veces en los deportes existe una presión familiar que no es beneficiosa para los niños que están empezando.

¿Se puede tener miedo encima de la moto y ser un gran piloto, o es incompatible?

Sí, sí, sí… Miedo, respeto… Pasa que alguna vez te has caído en una curva muy rápida que no sabes ni como, donde hace mucho aire, como puede ser en el circuito de Australia, y cada vez que tienes que trazar esa curva te acuerdes y pases con cuidado e, inconscientemente, hasta que no pasas cinco o seis veces el cerebro no limpia esa imagen de la caída y la trazas con miedo o por lo menos con respeto. Con el paso de las vueltas te das cuenta que está todo en el sitio y que puedes continuar al máximo.

¿Cuáles son las principales diferencias entre Moto GP y SuperBikes para que todos lo entendamos?

Es un campeonato muy diferente… Moto GP son 19 carreras y en SuperBikes son 12, en el mismo tiempo, por lo cual en Moto GP las carreras son muy seguidas, cada dos semanas, y en SuperBikes es sólo una carrera al mes. El campeonato de SuperBikes es mucho más cómodo y al tener menos repercusión hace que la rivalidad sea más pacífica. Aunque la batalla es la misma o más en pista, pero luego no existe tanta presión mediática y la relación entre pilotos es más cordial. Puede influir también que al ser los pilotos más mayores se corra de manera más limpia y se busque menos la confrontación, aunque no quita que los adelantamientos en SuperBikes sean en muchas ocasiones extremos. Principalmente diría que es un campeonato más tranquilo, con menos carreras y para el público también es más accesible poder entrar en los paddock y relacionarse con los pilotos. En ese sentido es menos exclusivo que Moto GP.

¿Con qué piloto te hubiera gustado coincidir en un circuito?

¡Con Alex Barros! Ha sido un poco como mi ídolo y haber podido correr por lo menos una temporada contra él me hubiese gustado.

¿Cómo te encuentras actualmente?

Bien, con mucha más experiencia, más maduro y después de estar 17 años en el campeonato de Moto GP empieza una etapa nueva en mi vida, que afronto con ilusión, con ganas, y más ahora que estamos prácticamente a punto de empezar. Viajo el día 12 de febrero para Australia y empezamos a competir el 24. Me noto con mucha motivación. Me gustaría cumplir un sueño, ya que he sido dos veces subcampeón del mundo, campeón del mundo de la categoría de open de Moto GP, pero campeón del mundo todavía no y me gustaría conseguirlo.

Esa es tu ilusión profesional ¿y personal?

Estoy en una etapa de mi vida bastante completa, muy feliz, la familia está bien, tengo una novia fantástica... Se podría decir que estoy en un estado muy bueno y me gustaría que continuase igual por mucho tiempo.

Por último, ¿conocías el hospital? ¿Qué opinión te llevas de IMED Valencia?

Sí, había venido alguna vez de acompañante a urgencias, pero ahora que he tenido la oportunidad de conocerlo un poquito mejor, la verdad es que me ha parecido increíble, las instalaciones son muy muy buenas, se podría decir que las mejores que tenemos en Valencia, y además el personal muy cualificado. Hoy he tenido la oportunidad de hacerme una prueba de esfuerzo y el servicio ha sido inmejorable.

  • Héctor Barberá en la habitación de IMED Valencia
  • Héctor Barberá antes de empezar la prueba de esfuerzo
  • Héctor Barberá realizando la prueba de esfuerzo en la bicicleta bajo la supervisión del Dr. Óscar Fabregat
  • Héctor Barberá durante la prueba de esfuerzo en IMED Valencia
  • Héctor Barberá realizando la prueba de esfuerzo sobre la bicicleta